Me lo cambie...

Una usuaria de no mucha edad viene con un cd y dice que se lo había llevado prestado el día anterior pero que no la gustaba y que aunque lo tenía que devolver el lunes siguiente, que si se lo podía cambiar por otro. Yo le explico que puede devolver los documentos cuando quiera, siempre antes del día limite. Guarda un momento de silencio (procesando información supongo: run, run, run...) e insiste: "Ya, pero es que no me gusta y lo quiero cambiar". En fin, sin dar más explicaciones cogí el cd, lo devolví y le dije que eligiera otro. Todo esto inmediatamente después de que un usuario, con cara de evidente descontento, nos pidiera que le diésemos de baja de la biblioteca por motivos personales. ¡Adiólaotia!

4 comentarios:

Ayla dijo...

Dale de baja hombre, no seas así¡

Leo Finch dijo...

Me encanta este blog
xD

Biblioteclaria dijo...

Dale de baja hombre, no seas así¡

Que noooooor, que no se puedeeeee, que alguno ya lo ha intentado antes.

Guarda un momento de silencio (procesando información supongo: run, run, run...)

Ese dato es revelador, creo saber quién puede ser...

La señorita Rottenmayer dijo...

Excomunión ya!!!!! fuera, fuera.. XDDDDD